Perugia: ubicada en el corazón de la verde Umbría, a una hora en coche de Serre di Rapolano, Perugia tiene origen etrusco como lo demuestra el anfiteatro y el templo de Marte y un centro histórico de época medieval bien conservado. La edad municipal, periodo de gran florecimiento artístico, coincide con la creciente riqueza de la ciudad. Perugia. Es el hogar de una de las más antiguas universidades italianas, fundada en 1308 y de la Universidad para Extranjeros, la primera en Italia. Además de una rica oferta cultural, la ciudad es sede de importantes eventos internacionales: Umbría Jazz Festival (julio), Festival de Periodismo, Eurochocolate (octubre), Music Fest Perugia.

Algunos de los tesoros de Perugia:
Palazzo dei Priori, Rocca Paolina, paredes etruscas, acueducto, Colegio de Mercancías, Colegio del Cambio, Fontana Maggiore.

Assisi: declarada patrimonio de la humanidad por Unesco en el año 2000. La ciudad, de origen romano, desde la Edad Media siempre se ha asociada con el culto y la difusión del mensaje de San Francisco, nacido en la ciudad en 1182, un mensaje universal basado en la paz y tolerancia. Assisi contiene innumerables obras maestras del genio creador humano suficiente para hacerla un ejemplo del arte, historia y cultura en Europa y en el mundo. El centro de las celebraciones de San Francisco Patrono de Italia es la basílica que domina la colina sobre la que se sitúa Assisi. En octubre las celebraciones duran varios días e implican toda la ciudad, a través de iniciativas religiosas y civiles, premios, conferencias y conmemoraciones.

Algunos de los tesoros de Assisi:
Museo de la Porciúncula, la catedral de San Rufino, el Museo y Colección F. M. Perkins, Museo Cívico, el Foro Romano.